La CE propone nuevas normas para reducir el uso de plaguicidas químicos en un 50% para el 2030

La CE propone nuevas normas para reducir el uso de plaguicidas químicos en un 50% para el 2030

seguridad alimentaria

En el marco del "Pacto Verde Europeo" y de la "Estrategia de la Granja a la Mesa", la CE ha propuesto una serie de medidas para reducir el uso y el riesgo de los plaguicidas químicos en un 50% y el uso de los productos más peligrosos para el año 2030. El objetivo de las propuestas es progresar de forma vinculante y conjunta hacia un sistema alimentario más justo, resiliente, saludable y respetuoso con el medio ambiente en la UE.


 

Plaguicidas en la producción de alimentos

La Comisión Europea(CE) adoptó el pasado 22 de junio propuestas legislativas pioneras para restaurar los ecosistemas y recuperar la biodiversidad en toda Europa, desde las tierras agrícolas y los mares hasta los bosques y los entornos urbanos. Conjuntamente a esta estrategia de biodiversidad,  la CE propone establecer nuevas normas y objetivos vinculantes para reducir el uso de plaguicidas químicos en la UE. Ambas estrategias ayudarán a garantizar la resiliencia y la seguridad del suministro de alimentos en la UE.

Según la CE, las nuevas normas sobre plaguicidas químicos reduciran la huella ambiental del sistema alimentario de la UE, protegeran las salud de los trabajadores agrícolas y de los ciudadanos, y ayudarán a mitigar las pérdidas económicas actuales derivadas de la disminución de la salud del suelo y de la pérdida de polinizadores inducida por plaguicidas.

plaguicidas

Nuevas reglas para el uso de plaguicidas en la UE

Las propuestas de la CE responden a una creciente preocupación entre científicos y ciudadanos por el uso de plaguicidas y la acumulación de sus residuos y metabolitos en el medio ambiente. Con ellas se introducirian:

  • Unos objetivos legalmente vinculantes a nivel de la UE para reducir en un 50% el uso de plaguicidas químicos y el uso de plaguicidas más peligrosos para 2030, garantizando que el objetivo a escala de la UE se alcance de forma colectiva.
     
  • Nuevas reglas estrictas para garantizar que todos los agricultores practiquen el Control Integrado de Plagas (CIP), más respetuoso con el medio ambiente, en el que los métodos alternativos a los químicos tienen prioridad y la aplicación de plaguicidas químicos se utiliza como último recurso.
     
  • La prohibición del uso de todos los plaguicidas en áreas sensibles, como parques o jardines públicos, áreas de juego, campos de recreo o deportes, caminos públicos o áreas ecológicamente sensibles.
     
  • Los agricultores recibirán el apoyo de la Política Agrícola Común (PAC) de la UE en esta transición (durante 5 años), para cubrir los costes de los nuevos requisitos.

Las nuevas normas se establecerán en un Reglamento, que será directamente vinculante para todos los Estados miembros. Pero previamente deben ser aprobadas por los Estados miembros en el Consejo y el Parlamento Europeo, siguiendo el procedimiento legislativo normal.

Nuestros sistemas de producción de alimentos deben reducir su impacto negativo sobre el cambio climático y la pérdida de biodiversidad. Según la CE, los costes de la inacción superan con creces los costes relacionados con la transición hacia sistemas alimentarios sostenibles, que protejan nuestra seguridad alimentaria a largo plazo.

Si os interesa conocer más detalles sobre esta iniciativa legislativa, podeis leer el comunicado Farm to Fork: New rules to reduce the risk and use of pesticides in the EU de la Comisión Europea.

 

Fuente: CE

 

Compartir notícia: 

Empresas relacionadas

Actualia

Control de Plagas urbanas, Desindección de Legionella, Consultoría Seguridad Alimentaria, Consultoría Medioambiental

Quimunsa

Expertos en soluciones biocidas