Control de palomas en Barcelona

palomaLa ciudad de Barcelona presenta una de las densidades de palomas más altas en medio urbano del mundo, con un crecimiento en su censo del 42% entre 1991 (±180.000 ejemplares)  y 2006 (±256.663 ejemplares), según datos de la Agencia de Salud Pública de Barcelona. La limitada efectividad detectada en las acciones de eliminación selectiva de individuos lleva a poner énfasis en otros dos factores como métodos de control poblacional: los lugares de nidificación y la oferta alimentaria .

Baja efectividad de la captura y eliminación selectiva de palomas

Un estudio elaborado por el Museu de Ciències Naturals de Barcelona y financiado por la Agencia de Salud Pública de Barcelona muestra la limitada efectividad de uno de los métodos más commúnmente utilizados para el control de las poblaciones de palomas urbanas: la captura y eliminación selectiva de individuos. Con este método, la Agencia de Salud Pública de Barcelona (ASPB) eliminó entre 1991 y 2006, un total de 227.479 palomas.

paloma
Columba livia, W.Commons

A pesar de la eliminación en Barcelona, de unas 15.000 palomas anuales, la población total no solamente no se ha reducido, sino que ha aumentado.
Estos resultados refuerzan los obtenidos en otras ciudades y en estudios anteriores en la misma Barcelona.

La alternativa más adecuada, según el estudio, sería el control de los recursos limitantes, como son los posibles lugares de nidificación o la oferta alimentaria, que además de proporcionar mejores resultados, resultarían métodos duraderos y por tanto sostenibles.

Nueva estrategia del Ayuntamiento de Barcelona

Las medidas de control de palomas en Barcelona tomadas hasta ahora no han reducido significativamente la población, por lo que ahora el Ayuntamiento probará un nuevo método: la instalación de palomares artificiales. Lo hará en un primer momento como una experiencia piloto en un lugar de la ciudad que todavía no se ha concretado, y que, al mismo tiempo que servirá para retirar los huevos, dispondrá de un lugar habilitado para que los ciudadanos puedan alimentar a las aves.

palomas
Palomas en Barcelona, W.Commons

La ASPB se replanteó hace más de un año la estrategia y empezó por localizar los sitios más conflictivos, allá donde la presencia de un alimentador habitual concentra gran número de palomas.  Hoy, la agencia dispone ya de un mapa de "puntos negros" en cuanto a superpoblación de palomas en todos los distritos de la ciudad, sobre todo en plazas.

El lugar escogido para los palomares podría ser adecuado para extender la labor educativa que, desde principios de este año, lleva a cabo el consistorio en diversas zonas de Horta-Guinardó y Sant Andreu, que incluye la presencia de informadores ambientales, que explican a las más de 60 personas que se ha detectado que en estos distritos dan de comer a las palomas de manera habitual, que estas aves, por sí solas, se pueden alimentar, y que con ello lo único que consiguen es aumentar una superpoblación perjudicial para la ciudad.

 

Fuente: MCN , El Periódico
Foto cabecera: Flickr

Otros artículos relacionados en Higiene Ambiental:

Palomares móviles para control de palomas en Valladolid
Próximo censo de palomas en Barcelona

Jaulas para capturar palomas

© 2014 Higiene Ambiental Consulting      Aviso legal      Licencia de uso