La exposición al moho y humedad en edificios aumenta el riesgo de asma

La exposición al moho y humedad en edificios aumenta el riesgo de asma

asmaUn estudio publicado en la revista IndoorAir, editada por la Sociedad Internacional de Calidad del Aire Interior (ISIAQ), concluye que la exposición al moho (hongos) u otros agentes relacionados con la humedad en edificios aumenta el riesgo de desarrollar síntomas de rinosinusitis que evolucionan posteriormente a asma.

 

La contaminación microbiana del aire incluye cientos de especies de bacterias y hongos que crecen cuando existe un cierto grado de humedad en los interiores. La exposición a contaminantes microbianos está clínicamente asociada a síntomas respiratorios, alergias, asma y reacciones inmunológicas.

Un estudio realizado por investigadores del Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Laboral de EEUU (NIOSH) se centró en analizar el riesgo y la progresión de los síntomas de rinosinusitis, asociados a la humedad y la exposición microbiana en edificios, hacia el desarrollo de síntomas de asma.

asma
Imagen: Flickr

Para ello se realizaron estudios de salud y ambientales entre los ocupantes de un edificio de oficinas de 20 pisos con humedades y se compararon las posibilidades de desarrollar síntomas de asma entre los grupos, teniendo en cuenta factores como la demografia, el tabaquismo, el estado del edificio y la exposición a hongos, endotoxinas y ergosterol.

El grupo de personas que presentaron síntomas de rinosinusitis mostraron mayores probabilidades de desarrollar asma, en comparación con aquellas personas que no presentaron síntomas de rinosinusitis.

Asimismo, el riesgo de desarrollar síntomas de asma entre las personas que desarrollaron rinosinusitis aumentó entre aquellas con una mayor exposición a hongos en el edificio, en comparación con el grupo de menor exposición fúngica y sin síntomas de rinosinusitis.

Los resultados del estudio sugieren que la rinosinusitis o enfermedades respiratorias de las vias superiores, asociadas con la ocupación de edificios dañados por el agua, puede ser un presagio de la futura aparición de casos de asma en dichos edificios.

 

Fuente: International Society of Indoor Air Quality and Climate/IndoorAir

Articulo original: Park, J.-H., Kreiss, K. and Cox-Ganser, J. M. (2012), Rhinosinusitis and mold as risk factors for asthma symptoms in occupants of a water-damaged building. Indoor Air, 22: 396-404. doi: 10.1111/j.1600-0668.2012.00775.x

Compartir notícia: